viernes, 13 de abril de 2012

DISPARAR AL EMPLEADO PÚBLICO. LA DEMAGOGIA POLITICA DE LOS “CAFELITOS”



(13/04/12)

Una vez más, nos vuelven a disparar. Cuando la demagogia de los políticos, en este caso del secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, florece, somos las y los empleados públicos su diana más fácil.
Este personajillo, que no ha trabajado por cuenta ajena nunca (Licenciado en Derecho por la Universidad de Deusto (del Opus), fue elegido diputado de Alianza Popular en la Asamblea de Madrid en 1983, cargo que revalidó en sucesivas convocatorias electorales de 1987, 1991, 1995 y 1999. En 1995, con la llegada del PP al poder en la comunidad de Madrid, fue nombrado consejero de Hacienda, hasta su dimisión en 2000, al ser nombrado Secretario General de Política Fiscal, Territorial y Comunitaria del Ministerio de Hacienda.



En 2003, fue incluido de nuevo en las listas a la Asamblea de Madrid, siendo elegido en las elecciones de mayo y octubre de ese año. Durante la crisis institucional en la Asamblea de Madrid durante el verano de 2003, fue portavoz del PP en la comisión de investigación. Con la llegada al poder de Esperanza Aguirre, desempeñó el puesto de portavoz del PP en la cámara regional, y tras las elecciones de 2007, fue ratificado en el cargo. En junio de 2008, fue nombrado consejero de Economía y Hacienda de la Comunidad de Madrid, cargo que desempeñó hasta 2011 cuando fue nombrado consejero de Transportes e Infraestructuras.

El 23 de diciembre de 2011 es nombrado por el Consejo de Ministros Secretario de Estado de Administración Pública en el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, ahora se atreve a decir que, en aras de la EFICIENCIA, (¿os suena lo del pacto-convenio?) debemos olvidarnos del “cafelito y leer el periódico” sic... que somos unos vagos y unos holgazanes.

Ha considerado esencial que tanto los trabajadores públicos como privados saquen adelante la productividad de las empresas porque ha asegurado que "todos servimos a lo mismo. Servimos a España".

También, ha considerado necesario que los trabajadores se "valoren y revaloren" a través de la formación permanente, lo que permitirá una mayor efectividad laboral. Tras insistir en que nadie debe pensar que nada va a ser como antes, Beteta ha incidido en la necesidad de mejorarse "individualmente, uno a uno, y en conjunto como sociedad".

Desde CGT queremos decirle que ya está bien, que busque otros chivos expiatorios, que estamos HARTOS, de personas de esta calaña, que no saben ni de lo que hablan, porque en sus nubes visionarias, no saben en las condiciones laborales en que nos movemos, no sabe la escasez de plantillas que sufrimos, no sabe que cobrando menos, hacemos mucho más trabajo que antes, que los puestos de trabajo que van desapareciendo, los cubrimos los que quedamos, sin que la ciudadanía lo note. Que bien podían pasarnos algo de los sueldos que se ahorran, haciéndonos trabajar mucho más.

Demagogos y fascistas, dejadnos en paz, que no os necesitamos. Sabemos trabajar para los ciudadanos, que son quienes nos pagan, sin vuestros consejitos.





No hay comentarios:

Publicar un comentario